Un niño de 1 año corre el riesgo de ahogarse en la pileta, pero su perro se tira al agua para evitar lo peor - MiraQueVideo.com
x
Navegando en esta pagina, aceptas el modo con el cual usamos los cookies para mejorar tu experiencia. para más informaciones Ok
x
Un niño de 1 año corre el riesgo de…
Un perro recorre 100 km para regresar con sus humanos que lo habían confiado temporáneamente en lo de un amigo Dos hermanas se encuentran en el piso una billetera con 200 dólares y lo devuelven al legítimo dueño

Un niño de 1 año corre el riesgo de ahogarse en la pileta, pero su perro se tira al agua para evitar lo peor

Advertisement

El perro es el mejor amigo del hombre y es también extremadamente inteligente y cariñoso cuando se trata de mostrar gratitud hacia su dueño. Y es exactamente lo que le ha sucedido a Stanley Drauch, un niño de 14 meses que estaba corriendo el riesgo de ahogarse en una pileta, poco antes de la intervención de su perro Bear, un Labrador de pelo negro. Seguramente el pequeño no hubiera sobrevivido sin la ayuda de su perro, el cual lo sacó rápidamente del agua hasta que intervino su madre. Lamentablemente, también en las mejores familias no se puede distraer ni siquiera por un minuto si hay hijos muy pequeños: ¡el imprevisto está siempre detrás de la esquina!

Patricia Drauch, mamá de Stanley, se había distraído por muy pocos minutos, había ido a su garage a buscar una herramienta que usaría en un momento, cuando en su regreso no vio más a su bebé. Momentos de pánico que le parecieron una eternidad, hasta que se dio cuenta que Santley se había dirigido hacia la pileta. La mamá pensó enseguida lo peor, considerando que Stanley no sabía nadar, inmediatamente corrió hacia la pileta. Cuando ha visto el cuerpo de su hijo en el agua comenzó a gritar, pero gracias al cielo alguien de la familia había logrado evitar lo peor: Bear, el Labrador de Stanley y Patricia se había tirado al agua para rescatar al pequeño.

Gracias a su intervención, el cuerpo del pequeño logró permanecer en la superficie del agua, de manera que no se ahogara. Una verdadera bendición: ¡había logrado evitar lo peor! El perro permaneció inmóvil, no ladró y parecía como si tuviese miedo de mover algún músculo. Efectivamente la situación era crítica y cualquier gesto imprudente habría podido poner en peligro la vida del pequeño Stanley. Patricia llamó rápidamente a emergencias pero, no recibiendo ninguna respuesta, inmediatamente tomó a Stanley y lo llevó a la estación de bomberos más cercana.

Advertisement

Afortunadamente los pulmones de Stanley estaban libres y los exámenes médicos que el niño recibió no evidenciaron graves daños en el organismo. Patricia contó con alivio que desde cuando Stanley tenía apenas pocas semanas de vida, solía repetirle al perro Bear: "Este también es tu hijo, cuida de él".

Palabras que de alguna manera sirvieron para este propósito: ¡Bear supo perfectamente como cuidar a su "cachorro"!

imagen: Pexels

¡Una historia que demuestra todavía una vez más la bendición que son nuestros amigos de cuatro patas en nuestras vidas! 

Advertisement

Deja tu comentario!

Advertisement
Advertisement
x

Por favor accede para cargar un video

Registrate tramite Facebook con 2 simples click!
(Usamos Facebook solo para acelerar la registracion y NO publicaremos nada sobre tu exhibicion)

Accede con Facebook

¿Te gustó el Video?

Ponle "Me Gusta" para no perderte el mejor contenido de la red.

×

Ya soy fan, gracias