Una mujer adopta a un niño que vivía en un orfanato lager: ahora son madre e hijo - MiraQueVideo.com
x
Navegando en esta pagina, aceptas el modo con el cual usamos los cookies para mejorar tu experiencia. para más informaciones Ok
x
Una mujer adopta a un niño que vivía…
Tiene el cuerpo tatuado y es maestro de la primaria: por esto, muchos lo quieren fuera de la escuela 16 personas han recreado sus fotos de la infancia demostrando que el tiempo pasa pero los afectos permanecen

Una mujer adopta a un niño que vivía en un orfanato lager: ahora son madre e hijo

Por Patricia Zorzenon
4.229
Advertisement

La adopción es un gesto que encierra más de un significado. Representa un regalo para quien lo hace, porque quien tiene amor para dar puede encontrar finalmente alguien a quien dárselo. Es un regalo para quien lo recibe, porque tiene una segunda posibilidad de tener la familia que se merece, otra ocasión para ser feliz. En el mundo hay muchos niños que esperan ser acogidos por un buen corazón. No todos lamentablemente encontrarán un hogar, pero la historia de hoy habla de alguien que lo ha logrado.

Esta es la historia de amor de una madre que ha encontrado un hijo en un niño desconocido de otro País y del niño que ha encontrado en una extraña la mamá que le ha sido negada. Stacey Gagnon ha encontrado al pequeño Israel en un orfanato de Bulgaria.

La estructura era una verdadera pesadilla: locales en ruinas, servicios inexistentes y los niños los tenían prácticamente confinados en pequeños cubículos como animales en jaula. En esa época el pequeño tenía 4 años, a la vista estaba bajo de peso, mal alimentado y en condiciones de salud críticas.

Cuando los ojos de Stacey se cruzaron con la mirada desnuda e indefensa de Israel, su corazón se abrió y la mujer decidió que no se iría sin él. La felicidad de haberlo encontrado, de haberlo salvado de aquel infierno de almas inocentes, se mezcló con la tristeza.

En el instante en el que la mujer dejó el orfanato junto al pequeño, pensó en cuantos otros niños había tenido que abandonar. Esa experiencia ha cambiado su vida y la perspectiva con la que ahora mira cada día la realidad.

Advertisement

Si no hubiese llegado a tiempo, quizás Israel no estaría más. En pocos meses ha pasado de un talle de 12-24 meses a un talle de un niño de su edad. Su mirada debilitada debido a la falta de alimentación ahora le permite ver el mundo como todos los demás, ir a la escuela y jugar con sus compañeros.

Él adora ir a la iglesia y estar al aire libre. Cada cosa de aquello que para los demás es normal cotidiano, para el niño se convierte en una fiesta. Cada singular respiro y paso que hace expresa alegría y gratitud.

No pasa un día en el que Stacey no piense en aquel lugar terrible donde el que ahora es su "hijo" transcurría el tiempo en espera de un destino marcado. Piensa en todos los lugares similares con otros niños que quizás no saldrán nunca.

Es por esto que la adopción es un regalo. Hay quienes quisieran hacer algo pero no pueden o no lo logran. Pero quien tiene la posibilidad y la oportunidad, tiene casi el deber moral de actuar. En cualquier parte hay un niño que espera solamente ser encontrado y amado como Stacey ha hecho con Israel.

Advertisement

Deja tu comentario!

Advertisement
Advertisement
x

Por favor accede para cargar un video

Registrate tramite Facebook con 2 simples click!
(Usamos Facebook solo para acelerar la registracion y NO publicaremos nada sobre tu exhibicion)

Accede con Facebook

¿Te gustó el Video?

Ponle "Me Gusta" para no perderte el mejor contenido de la red.

×

Ya soy fan, gracias